La Universidad Católica Argentina dice que durante el 2018 se sumaron 2 millones de pobres, llegando al 31,3%. En el 2015 anunciaron que la pobreza era del 33%. ¿Bajo la pobreza?

Un nuevo informe de la UCA, arrojó que en 2018 la pobreza alcanzó en la población urbana, un total de 12.700.000 personas.Esto significa que casi la tercera parte de la Argentina carece de entre uno y tres de los indicadores básicos, que incluyen la alimentación, vivienda, salud, educación, trabajo y servicios básicos. El tema más importante es que la UCA en el 2015 difundió que el Gobierno anterior había dejado una pobreza del 33%. Fuentes económicas afirman que las mediciones no son acertadas y sólo son números que arrojan para no mostrar la realidad y de salvar sutilmente al actual Gobierno.

Según la UCA y es donde se contradice es que lo más impactante es el ingreso de 1.900.000 de nuevos pobres (un 4,7% más), el último indice había sido del 26,6% que se midió en 2017. Entonces del 33% del 2015, luego de dos años había disminuido la pobreza casi un 7 %. Aun así, se trata de el número más alto desde el año 2010.

Los datos se desprenden de la nueva medición de la pobreza por ingresos y multidimensional de 2010-2018 del Observatorio de la Deuda Social de la UCA. En esta ocasión se trata de un nuevo sistema que mide la “pobreza multidimensional”, que mezcla los datos de la conocida “pobreza por ingreso” con el valor de la canasta básica. Para elaborar los cálculos, se remitió exclusivamente a áreas urbanas, excluyendo a las zonas rurales.

Si anclamos bien la mirada en los índices de pobreza, hay que fijarnos que la ganaste familiar se encuentra por encima de 27 mil pesos mensuales. Por lo tanto según organismos y Ong’s, se muestran en desacuerdo con la UCA, por lo que si una familia necesita 27 mil pesos para cubrir la canasta familiar, sólo en Argentina el 40% de las familias tienen un ingreso por encima de 28 mil pesos. Por lo tanto si el medición del organismo católico se basa en distintas cuestiones de medición, los datos no estarían reflejados a la realidad, por lo que pobreza por este nivel a lo que se llevó la canasta básica, más del 50% de Argentina estaría en la línea de la pobreza por ingresos familiares.