La compañía estatal informó que desde el 1 de junio los precios de los combustibles nafta y gasoil aumentan un 1,5%. Se espera que las competidoras sigan el mismo camino.

YPF como eje del estado en un servicio de combustibles, fue la primera en aplicar la suba para evitar que otras petroleras decidan incrementos mayores. En el sector se aguardan aumentos de hasta 3,5% en las otras petroleras.

Desde este sábado también comenzará a regir un alza en el Impuesto al Dióxido de Carbono (IDC). Como anticipó este medio ese incremento implicará un extra de 74 centavos para las naftas y de 63 centavos en el caso del gasoil.