Los funcionarios de Macri le sacan 35 mil millones de pesos a los jubilados para cubrir el déficit fiscal provocado por Cambiemos.

El Gobierno vuelve a tomar una medida que afecta a los jubilados, en vez de darle aumentos que cubran la canasta básica, le saca 35 mil millones de pesos que equivalen a 275 millones de dólares de la ANSES para financiarse.

La medida fue publicada en el Boletín Oficial a partir de la Resolución Conjunta 62/2019. En total, son 51 mil millones de pesos, al tipo de cambio actual ($58,44 por dólar). La deuda en pesos pagará una tasa tipo Badlar, que actualmente se ubica en el 60,5% anual y la deuda en dólares se suscribirá a un valor de 961,64 dólares por cada cupón de mil, lo que significa que abona en seis meses un retorno de 38,36 dólares en seis meses.

La deuda que el Gobierno nacional contrae con la ANSES ocurre a menos a de un mes del default anunciado por el ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, ante la imposibilidad de hacer frente a los compromisos de corto plazo. Las nuevas Letras del Tesoro tienen un plazo de vencimiento a 6 meses, para marzo de 2020, cuando asuma la nueva administración.

Por otro lado, la Anses está ofreciendo préstamos a jubilados a una tasa superior al 50% anual y según el organismo, una parte de esos créditos están siendo utilizados “para cancelar deudas tomadas con prestamistas del barrio” que le cobran más caro.


Los préstamos que ofrece el organismo que tiene como Director Ejecutivo a Emilio Basavilbaso son a pagar entre los dos y los cinco años, con un monto mínimo de 5 mil pesos y un máximo de $200.000.

Según se explica en la página oficial de la Anses, “la cuota cuota no puede exceder el 30% del ingreso mensual. El crédito se deposita en la cuenta bancaria dentro de los 5 días hábiles” y los solicitantes debe tener menos de 90 años al finalizar el pago del crédito.