El escenario sucedió en el microestadio de Lanús, con la presencia de dirigentes políticos peronistas y referentes del sindicalismo.

El Congreso de la CTA de los Trabajadores definió avanzar en su reunificación con la CGT, tras 28 años. Con la presencia de Alberto Fernández, también se votó el apoyo a la fórmula presidencial del Frente de Todos de cara a las próximas elecciones del 27 de octubre.

En el congreso se aprobó dar mandato a las autoridades de la central obrera para “ser parte de la refundación del contrato social“, explicó Yasky desde el escenario, secundado por dirigentes políticos y referentes sindicales, y agregó: “Para ser parte de la convocatoria al diálogo para que en la Argentina seamos los que queremos trabajar, los que queremos producir, los que quieren que haya ciencia y tecnología, escuela pública, los que se junten a definir los pasos a dar” para sacar adelante el país.

El candidato presidencial del Frente de Todos estaba sentado justo detrás de Yasky, al lado de Hugo y Pablo Moyano. También estuvieron Máximo Kirchner, Verónica Magario, Gisela Marziotta y Axel Kicillof, quien mandó un video desde el auto con el que recorre la provincia de Buenos Aires en plena campaña. El palco se completó con Felipe Solá, Sergio Palazzo, Edgardo Depetri, entre otros. En tanto, el titular de la CTA Autónoma, Pablo Micheli, dio su presente desde abajo del esenario, entre el público.