Ante el pedido de Maria Eugenia Vidal para unificar el bloque de dipuados, ya varios de ellos se están fugando.

La actual gobernadora que dejara su cargo el 10 de diciembre, pretende establecer su base de poder en la legislatura de la provincia de Buenos Aires, sin embargo ya dos diputados perteneciente al ala de Monzo ya pegaron su portazo.

La intensión de Vidal , es ser la oposición fuerte a Axel Kicillof o a nivel nacional, por eso necesita de todas las fuerzas de la provincia, se trata de los diputados Guillermo Bardón y Guillermo Sanchez Sterli y esas salidos, Juntos por el Cambio tendrá 42 bancas de color amarillo en vez de 44. Otro de los que podría salirse es Fernando Perez que fue candidato a Intendente por Quilmes, en ese caso 41 bancas en la cámara baja.

Si bien hubo muchos problemas en la legislatura bonaerense en parte por Manuel Mosca, que ademas de los casos de abuso sexual, también esta siendo investiga por malversación de fondo por cientos de subsidios saliente de la Camara de Diputados que el presidia. Ante esta razón se va desarmando cada vez más el armado politico de la por ahora gobernadora de la provincia de Buenos Aires.

Anuncios